¿Cómo vaciar una botella por completo?

Vaciar una botella es algo que todo el mundo sabe hacer. Incluso corren por ahí auténticos expertos, si sabéis a lo que me refiero.

Pero… ¿se vacía completamente la botella? ¿no queda líquido en su interior?

Pues sí que queda. Aunque la mantengamos boca abajo, aunque la agitemos para que se desprendan algunas gotas… siempre queda algo. La adherencia del líquido a la pared de cristal y la tensión superficial de las microgotas de líquido impiden que este se reúna y fluya hacia el exterior.

Pero hay una manera de vaciarlas, de extraer 10 o 15 gotas (dependiendo del tamaño de la botella) cuando ya parece que no salen más.

Esto nos da pie a hacer una pequeña apuesta con los amigos: cuando ellos consideren que una botella está vacía y que ya no cae más líquido hacia el exterior, nosotros afirmaremos extraer unas 10 gotas más (o un mayor número si es que las pruebas que hemos reslizado anteriormente en casa nos da para ello).

¿Y cómo lo haremos? Pues con la ayuda de un trozo de palillo, la capilaridad y la fuerza de la gravedad.

Colocaremos un palillo o medio palillo en el cuello de la botella, tal como se ve en la imagen. La humedad del cuello de la botella por la que acaba de pasar el líquido se adherirá al palillo, la tensión superficial del líquido se romperá y el líquido empezará a resbalar por el palillo y a gotear. La capilaridad de la madera también nos ayudará en el goteo cuando el palillo se empape haciendo que actúe de condensador y cuentagotas.

Enseguida comenzará a gotear para pararse tras 5 o 6 gotas. Pero el ritmo de goteo comenzará a aumentrar pasados unos segundos hasta alcanzar la cantidad de gotas anunciada.

Por supuesto, en las pruebas previas, iremos variando la inclinación de la botella hasta dar con la más adecuada.

www.sabercurioso.es

1 comentario

  1. ya voy a probarlo….

Responder a Alessandro Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *