El cuarto estado de la materia

En el colegio nos enseñaban que los estados de agregación de la materia eran tres: sólido, líquido y gaseoso.

Pero no. Existe un cuarto estado. Y no es que sea un estado testimonial o residual. Es el estado en el que se encuentra la mayor parte de la materia visible del Universo, pues es el estado en el que se encuentra la materia que forma las estrellas y las nebulsoas intergalácticos. Es el estado de plasma.

Y el estado de plasma es considerado otro estado de agregación de la materia porque tiene características propias que no se dan en los sólidos, líquidos o gases.

Al igual que el gas, no tiene una forma y un volumen definidos, pero a diferencia de éste presenta efectos colectivos importantes: forma estructuras como filamentos, rayos y capas dobles si se le somete a la influencia de un campo magnético. Y es un gran conductor eléctrico.

¿Y cómo es esto posible?

Cuando se somete un gas a una gran presión y a una elevada temperatura, los átomos se mueven con mayor libertad y más rápidamente cuanto más alta sea la temperatura. Colisionan entre ellos y, al hacerlo, los electrones ganan la suficiente energía como para doblegar la fuerza nuclear débil y escapar de sus órbitas alrededor de sus respectivos núcleos. Esto nos deja una materia con unos átomos cargados positivamente (iones positivos cationes) y unos electrones libres.

También se puede ionizar el gas con un fuerte campo electromagnético, mediante un láser o mediante un generador de microondas.

Es el único estado en que la materia que compone las estrellas se puede mantener dadas las elevadas presiones y altísimas temperaturas a la que la materia está sometida. Pero no es necesario viajar hasta el Sol para encontrar materia en estado de plasma. Lo podemos hacer en la magnetosfera terrestre o, más cerca aún, en los televisores de tecnología plasma, posterior a la de tubo de rayos catódicos y anterior a la tecnología LCD. Y en los tubos fluorescentes.

 

 

Nota sabionda: Existe un quinto estado de agregación de la materia conocido como el condensado de Bose-Einstein. Se da en ciertos materiales a temperaturas cercanas al cero absoluto, cuando sus átomos pasan a un estado de mínima energía denominado estado fundamental. Es un estado cuántico.

Nota sabionda: Existe un sexto estado de la materia y como el anterior solamente existe a nivel cuántico. Es el condensado de Fermi. También se da en temperaturas cercanas al cero absoluto y la materia adquiere superfluidez.

www.sabercurioso.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *